Skip to content Skip to sidebar Skip to footer

El exchange (casa de cambio) Coinbase tiene actualmente 970.000 BTC en sus billeteras frías, una cifra nunca antes vista en la industria, según un estudio de Longhash, una plataforma de análisis de datos acerca de la tecnología blockchain.

Con su sede en Estados Unidos, Coinbase es uno de los exchanges más famosos de la industria. Su éxito se puede atribuir a su facilidad de operar la plataforma, proceso intuitivo, soporte técnico y extenso mercadeo. La lista de clientes abarca no solamente a inversionistas pequeños, sino también a inversionistas institucionales. Es también unos de los pocos exchanges que está asegurado FDIC, que básicamente garantiza la seguridad de los fondos de la cuenta hasta un monto de USD $250.000.

Historial de Hackeos a Exchanges

Debido a la gran cantidad de dinero que se manejan en estas industrias, existe un historial extenso de hackeos a las casas de cambio. Empezando desde febrero del 2014 con uno de los primeros y más famosos exchanges, Mt. Gox, donde $450 millones de dólares fueron robados en ese momento. Otro exchange famoso, Bitfinex, ha sido víctima no de uno, sino de dos hackeos, uno en el 2015 y otro en el 2016, por aproximadamente 100,000 BTC. Incluso el gigante Binance fue hackeado por un monto aproximado de 7,000 BTC. Se reportó que el hacker tuvo acceso a las llaves de API de varios usuarios que permitía tradear y hacer retiros programáticamente.

Si bien algunos de estos exchanges siguen buenas prácticas de negocio, como mantener una gran mayoría de los fondos en billeteras frías, donde las llaves privadas nunca han sido expuestas al Internet, varios otros exchanges no lo siguen.

¿Han Devuelto El Dinero?

En algunos casos notables, como el de Bitfinex y Binance, los usuarios sí pudieron recuperar sus fondos. En el caso de Bitfinex, emitieron unos tokens (BFX) a los clientes que tuvieron afectación, que sirvieron como un “pagaré” del exchange hacia los usuarios. Eventualmente el exchange le canjeó los tokens por dólares en la cuenta del mismo exchange, reintegrando todo el dinero que los clientes perdieron por el hackeo.

Binance tuvo una respuesta aún mejor. Aun que apenas se fundó desde el 2017, este exchange tuvo la visión de hacer un fondo de emergencia. Así que cuando un hacker se robó casi el 2% de los valores de Binance, ellos fueron rápidos en reembolsar los fondos a sus clientes. Por supuesto, tuvieron que suspender los retiros de criptomonedas de su sitio web para hacer las investigaciones y correcciones del caso.

Los Exchanges Son Buenos Para Intercambiar,
No Para Guardar Dinero

Los exchanges son importantes porque no solamente proveen el servicio de intercambiar dinero fiat por criptomonedas en una plataforma sencilla de usar, sino también porque son la forma más inmediata y relativamente transparente de descubrir el precio de las criptomonedas. Para las personas que vienen iniciando en este mundo, del cual se estima que solo hay unas 25 millones de personas que usan bitcoin, tener una plataforma intuitiva por la cual comprar y vender criptomonedas es una necesidad si se desea la adopción masiva.

Dicho esto, una vez que se tiene conciencia de las capacidades de las criptomonedas, como el hecho de poder guardarlas de forma segura sin un custodio de por medio, la decisión lógica sería mantener las criptomonedas fuera de los exchanges. Es por eso que se ha creado una tendencia llamada “Proof of Keys” (prueba de llaves), una celebración en el que cada 3 de enero, se incentiva a todos las personas pasen sus bitcoins a billeteras no custodias — es decir, donde las mismas personas tienen posesión de las monedas, y no terceros, como exchanges. Esa fecha fue elegida porque fue cuando la red de Bitcoin oficialmente produjo sus primeros bloques.

Un Gran Poder Conlleva Una Gran Responsabilidad

Hay un gran beneficio al guardar sus propias criptomonedas, que es el de tener completa soberanía sobre el dinero. Hay situaciones en donde las personas confían en sus bancos y gobiernos, pero ese no siempre es el caso para todos. Puede llegar un momento en el que el banco quiebra, lo hackean, o por políticas ajenas, congelan los fondos de sus clientes. Solo el que tiene las llaves privadas puede decir que en realidad tiene control sobre sus criptomonedas. Si no se tienen las llaves privadas, lo que se tiene es una promesa de poder usar las criptomonedas, y las promesas se pueden romper fácilmente.

Si se decide poseer las llaves privadas, se necesita tener mucho cuidado para no perderlas. Esto debido a que las llaves privadas es lo único que cualquiera necesita para poder acceder a las criptomonedas.